Inicio | Articulistas | Salcedoa: el arbolito de las Mirabal

Salcedoa: el arbolito de las Mirabal

POR DOMINGO ABRÉU COLLADO 
Un género de plantas nuevo para la ciencia ha sido dedicado a las hermanas Mirabal y a la provincia de Salcedo. El «Salcedoa mirabaliarum», descubierto por Francisco Jiménez Rodríguez, del Jardín Botánico Nacional, y trabajado por la argentina L. Katinas, es una prueba de la asombrosa variedad florística que posee la isla de Santo Domingo, principalmente en la parte dominicana, y de todo lo que falta por hacer en términos de ciencia y conservación.

Jiménez Rodríguez cuenta la historia de su descubrimiento: «En la provincia de Salcedo se ha eliminado la vegetación original en casi su totalidad, dedicando los terrenos a las labores agrícolas y ganadera. Sin embargo, en la parte alta de esta provincia, en la Cordillera Septentrional quedan reductos de vegetación natural. En 1992, en un viaje por la zona, al equipo de exploraciones del Jardín Botánico Nacional le llamó la atención la vegetación de pequeñas elevaciones o mogotes que son  formaciones kársticas parecidas a las de los Haitises, por lo que se hizo una entrada y se realizaron algunas colectas.

«Con el interés de conocer profundamente la  flora y la vegetación del lugar, en 1997 se organizó una  exploración botánica al lugar denominado Peñón de Mundo Nuevo, La Jíbara, del municipio de Tenares, en la que participaron Francisco Jiménez, Alberto Veloz y Angela Guerrero. Esta zona, al parecer, no había sido visitada  por botánicos, ya que no se encontraron  registros de colectas.

«De las plantas colectadas llamó mucho la atención una especie muy rara del grupo o familia de la Flor del Sol,  el Rompezaragüey y la Salvia (Asteraceae). Se observó que su estructura floral no era parecida a ninguna especie conocida, ya que se revisaron las floras de las diferentes islas del Caribe, y no se encontró nada igual;  entonces se sabía que se trataba de una nueva especie, pero nunca se pensó que sería un descubrimiento sumamente importante hasta que se enviaron especímenes a los doctores Jorge Crisci, Liliana Katinas y María Cristina Tellería, especialistas en este grupo de plantas, en el Museo de La Plata, Argentina. La sorpresa para ellos, después de estudiar la planta detenidamente, era que se trataba de un nuevo género para la ciencia. El género es una unidad sistemática de mayor categoría  que las especies, el cual las agrupa.»

«En el año 2001 volvimos al lugar a buscar material con flores para hacer la descripción botánica de la planta. El Dr. Crisci sugirió que bautizáramos la planta con el nombre de Neorbia rubriflora. Neorbia que en latín significa Mundo Nuevo  y rubriflora  flores rojas: pero descartamos ese nombre, ya que pensamos que el nombre debería ser de mayor significado y simbolismo. Entonces decidimos nombrar  el género Salcedoa, dedicándoselo  a la provincia de Salcedo, y la especie mirabaliarum  dedicada a las hermanas Patria, Minerva y María Teresa Mirabal,  nacidas en la  misma provincia de Salcedo,  y asesinadas el 25 de noviembre del año 1960 por la dictadura trujillista. Ahora la planta lleva el nombre científico de Salcedoa mirabaliarum  F. Jiménez R. & L. Katinas. Fue publicada  bajo el artículo  «Salcedoa gen. nov., a biogeographic Enigma in the Caribbean Mutisieae (Asteraceae)», en la revista científica Systematic Botany (2004), 29(4): .987-1002, de la American Society of Plant Taxonomist.»

DESCRIPCIÓN DE UNA DESCONOCIDA

De la nueva planta reportada por los investigadores del Jardín Botánico Nacional los moradores del lugar donde fue encontrada no conocen ningún nombre, por lo que después de nombrado el género se hace referencia a ella con el nombre común de Salcedoa.

La «Salcedoa mirabaliarum F. Jiménez R. & L. Katinas» es un arbolito que alcanza entre 5- 8 metros de alto, con ramas glabras o tomentosas. Las hojas son simples, alternas, tomentosas, agrupadas en el ápice de las ramas,  y tienen de 5-13  cm de largo por  1.5-4.5 cm de ancho; son coriáceas; pueden ser de forma  oblanceolada  a elíptica, con el margen entero, cuneadas en la base, ápice obtuso, con pelos amarillos a blancos en el envés. Capitulescencia terminal, erecta, en forma de corimbo. Flósculos (flores) hermafroditas, 4-5 por capítulo; corola roja, bilabiada, glabra.

«Salcedoa» florece de enero a  abril, crece en un bosque húmedo en la Cordillera Septentrional, entre 500 y 800 metros de elevación, sobre  mogotes de rocas kársticas, calizas con gran percolación o drenaje (Haitises), en reductos de vegetación natural. Su hábitat se encuentra muy fragmentado y alterado.

Esta planta constituye un caso rarísimo para la Isla Española.  El  pariente más cercano a Salcedoa es Gongylolepis,  un género suramericano que crece en las montañas de la Guayana venezolana. Estos dos géneros comparten caracteres similares en el fruto,  el polen y la corola bilabiada, propia de este grupo de plantas. Una hipótesis es que la dispersión trans-oceánica de los frutos de un ancestro de esta especie haya sido realizada por aves desde Sur-América hasta La Española. Estos frutos poseen un vilano con celdas mucilaginosas que se adhieren a las plumas de las aves, por lo pueden ser transportadas a grandes distancias. En el Caribe, el grupo más próximo a Salcedoa es el de Gochnatia, de la sección Anastraphioides. Por ello, se considera que partiendo de frutos de ancestros de ambos grupos, se puedan haber producido dos procesos diferentes de especiación en esta región, resultando por un lado Gochnatia, y por el otro  Salcedoa.

LA NECESIDAD DE HACER CIENCIA

El descubrimiento de la «Salcedoa» saca de nuevo a la luz la necesidad de hacer ciencia en la República Dominicana. Con ese objetivo, el director del Jardín Botánico Nacional, licenciado Milcíades Mejía, se encamina hacia la vicepresidencia de la Academia de Ciencias, junto al doctor Nelson Moreno Ceballos, quien va como presidente, ambos en la plancha «Consolidación y Cambio».

«La ciencia es una necesidad -según expresa el botánico Milcíades Mejía-, ha sido un instrumento para el crecimiento cultural y económico de todos los países, y la República Dominicana necesita de científicos para ello. Desde la Academia de Ciencias es necesario, imperioso, hacer ciencia, investigar, buscar respuestas a nuestro interrogante futuro, buscar soluciones a nuestros problemas presentes. Actualmente una de nuestras necesidades es saber con qué capital natural contamos, y en esa búsqueda hemos encontrado esta nueva planta en un sitio amenazado.»

Debido a que los lugareños queman los mogotes con frecuencia para establecer cultivos de yautía, así como pastizales en los fondos entre mogotes, la «Salcedoa» se encuentra en Peligro Crítico de extinción, ya que las poblaciones son muy reducidas y su hábitat  está siendo destruido aceleradamente, por lo que requiere de protección urgente. Por lo vistosas de sus flores, esta planta tiene un potencial ornamental, siempre que se pudiera reproducir bajo cultivo, a fin de que no sea extraída del medio silvestre.

PARRILLADA ACADÉMICA EN EL BOTÁNICO

Los miembros de la Academia de Ciencias que respaldan al doctor Nelson Moreno Ceballos, al licenciado Milcíades Mejía y al doctor José Silié Gatón, celebrarán una «Parrillada Académica» en el Jardín Botánico Nacional para intercambiar opiniones en un ambiente más natural y menos amurallado sobre el futuro de la Academia camino hacia su recuperación institucional y enfoque científico.

Moreno-Ceballos, Mejía y Silié Gatón, acompañados de otras personalidades de la entidad, como Antonio Thomén, César Mella, Irene Pérez Guerra, José Chez Checo, Andrea Brechelt, Darío Tejeda, Amparo Chantada, Moisés Alvarez, Ricardo García y muchos otros académicos, aprovecharán el ambiente abierto del Jardín Botánico para oír de los invitados sus preocupaciones sobre la situación de la Academia de Ciencias, y sobre sus proposiciones en torno a la necesidad de que esta institución presente al país alternativas de solución para problemas como la energía, la pérdida de biodiversidad, el ambiente de las ciudades, el deterioro de los suelos, la motivación científica en las universidades, y otros muchos problemas que demandan investigación previa y propuestas científicas serias.

La «Parrillada Académica» tendrá como espacio el Pabellón de los Helechos, a las 11:00 de la mañana del domingo 5 de diciembre, y asistirán invitados especiales relacionados con el quehacer científico, el movimiento ambientalista y la educación superior.

2 comentarios

  1. MUY BIEN MERICIDO ES LA PROTECION DE LA SALCEDOA COMO RELIQUIA BOTANICA DE NUESTRA PROVINCIA HERMANA MIRABAL. Y QUE LE SIRVA COMO MOTIVAMIENTO ECOLOGICO PARA LA CONSERVACION DE TODAS PLANTAS EN VIA DE EXTICION. ADEMAS CONSERVAR LOS RIOS Y LOS PECES QUE HAY DENTRO DE DICHA RESERVA, COMO EL CAMARON DE LISTA, GUAVINA, DAJAO, ANGUILA JAIVAS Y MAS. TENEMOS QUE CREAR GRUPO VOLUNTARIO PARA TRABAJAR EN ESTO VAMOS A TRATAR SI SE PUEDE. LLAMAME 917 974 3408. ROMEO

css.php

Powered by themekiller.com anime4online.com animextoon.com apk4phone.com tengag.com moviekillers.com