Inicio | Teresa Solís, Sociedad Civil, Ocoa

Teresa Solís, Sociedad Civil, Ocoa

En la Bahía de Ocoa tenemos cuatro importantes problemas en este momento. 
 
Tenemos un humedal lleno de vida, vida que está siendo sofocada por una invasión de familias dominicanas y haitianas que están destruyendo con su presencia, tanto mangle, haciendo carbón y contaminando los dos riachuelos que desembocan en la bahía. Tenemos la policía nacional, tenemos la marina de guerra, tenemos a la Alcaldía pero nadie hace nada, sigue pasando y este problema sigue creciendo.
 
Hace como 15 años nosotros denunciamos esto y el ministerio nos cedió dos policías ambiental, y tuvimos la dicha de tenerlos 4 o 5 años allá, y frenaron este crecimiento demográfico. No hicieron nada por un desalojo, pero por lo menos lo frenaron.
 
¿Qué paso? Había otras necesidades a nivel nacional, nos quitaron la policía y el barrio comenzó a crecer nuevamente. En aquel entonces teníamos como 30 casas, ya hoy tenemos 62.
 
También vemos la limitante de que todas las comunidades alrededor de este humedal, no hay en las escuelas un programa para los niños, para que sepan que es lo que tienen al lado. 
 
Yo vine aquí a medio ambiente, y procuré en educación ambiental que programas tenían; diapositivas, papel, lo que fuera para nosotros llevarlos a las escuelas y nosotros explicarles lo que era el humedal, que es fuente de vida, que es un filtro de la naturaleza para que ellos lo valoren y lo cuiden.
 
El segundo problema que tenemos es la cementera que opera a orillas de la bahía, que no tiene permiso para explotar la zona que es parte del Parque Nacional Francisco Alberto Caamaño. Ellos dicen que es exploración, pero se han comido media loma. Otro problema es que los empleados de la Cementera dicen que ahí la empresa quiere poner un horno de CLINKER.  Espero que las autoridades del Ministerio de Medio Ambiente frenen ese proyecto de ser cierto, pues eso sería mucho mas contaminante aún que la actual operación de EXPLOTACION que está haciendo la Cementera Santo Domingo SIN PERMISO del Ministerio de Energía y Minas (Solo tienen un permiso de EXPLORACION).
 
El tercer punto: los barcos de GLP, presentes en la Bahía de Ocoa desde hace 12 años, permanentemente, haciendo trasiego de GLP desde “barcos madres” a otros de menor calado, para transportar ese gas a otras islas del Caribe Oriental. Es un negocio privado en medio de un ¡PARQUE NACIONAL! Las operaciones de trasvase de GLP de barco a barco están prohibidas en alta mar por riesgos de accidentes a causa del oleaje.  Dentro de la Bahía de Ocoa evitan ese riesgo, pero si esa Zona es Parque Nacional es porque hay ecosistemas que preservar, y con estas operaciones las están poniendo en riesgo.  EL Plan de manejo del Parque especifica que están prohibidos el TRANSITO Y ANCLAJE de BARCOS E GRAN CALADO».
 
El último punto es que hay una solicitud de permiso del ayuntamiento de Las Charcas, para montar un desguazadero de barcos en el corazón de la bahía. Si eso se instala, la contaminación que va a aportar eso a la bahía de Ocoa es indescriptible.
 
Entonces yo espero que si ese proyecto llega a aquí, que por favor le pongan un freno.
css.php