miércoles , septiembre 23 2020
Inicio | :: Articulos | Barrick cambia planes para suplirse de energía

Barrick cambia planes para suplirse de energía

Barrick cambia planes para suplirse de energía

Por: Jairon Severino

La empresa minera Barrick Gold, que explotará los sulfuros de la antigua Rosario Dominicana en Pueblo Viejo, Cotuí, echó para atrás el proyecto de construcción de una línea de transmisión de electricidad que transportaría energía desde de Azua hasta la mina en Sánchez Ramírez.

Los ejecutivos de la minera han cambiado de planes y analizan la posibilidad de construir otra línea de transmisión, pero esta vez para conectar otra planta que podría ser construida por la misma empresa, cuya capacidad sería de 300 megavatios.

Cuando Barrick Gold esté en plena capacidad de operación necesitará entre 250 y 260 megavatios.

La compañía puso reversa en el proyecto porque analizaron que necesitan garantizar la electricidad a largo plazo. Todo indica que las condiciones de Seaboard, luego de un análisis profundo de costos, no son favorables.

Sin embargo, la empresa minera utilizará la electricidad que generará con Monte Río, en Azua, pero no será a través de una línea exclusiva de transmisión, como estaba planificado, sino que se conectará al sistema eléctrico interconectado (SENI).

Una de las posibilidades que se barajan es aprovechar la planta de la Compañía Eléctrica de San Pedro de Macorís (CESPM), antigua Cogentrix, cuya capacidad es justo lo que necesita la minera. Sin embargo, el conflicto que hay por la conversión a gas natural de los 300 megas que hoy funcionan con diesel y que representan en costos alrededor de US$6 millones para el Estado aunque esté apagada, dificulta el proceso.

La opción que está más cerca es la construcción de una planta nueva, pero no sería en Pueblo Viejo, Cotuí, ya que el transporte del combustible es una dificultad.

Lo que se haría es construirla en San Pedro de Macorís (o cerca del municipio Boca Chica o Juan Dolio) para conectarla con la una línea de transmisión exclusiva, que tendría alrededor de 100 kilómetros, la cual resultaría más corta que la suspendida desde Azua que tendría una longitud de 126 kilómetros.

En estos momentos Barrick construye una subestación y una línea de transmisión de corta longitud para interconectar la mina a la red nacional.

Negociación
En el proceso de negociación de una nueva alternativa energética para suplir la demanda de energía de Barrick participan la Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas Estatales (CDEEE), Basic Energy, la Empresa de Transmisión Eléctrica Dominicana (ETED) y técnicos de otras firmas que estudian la ruta por donde se instalaría la ruta.

En el país hay otras experiencias de líneas exclusivas de transmisión. Con la compra de las dos centrales de generación (Monte Río y Seaboard) se presentó un nuevo escenario para el sector eléctrico, ya que la salida de 216 megavatios, más los 50 megas que la Sultana del Este manda al sistema aislado de Punta Cana-Macao, provocaría una profundización del déficit que afecta al sector.

De ejecutarse el plan de las barcazas de Seaboard, las unidades Estrella del Mar y Estrella del Norte serían trasladas a las costas de Pueblo Viejo de Azua y desde ahí llevar la electricidad con la línea de transmisión que se iba a construir.

Con la suspensión de la obra no se sabrá el destino de las barcazas o si el contrato fue cancelado.

En los próximos días, según los informes, Barrick se alista para dar todos los detalles sobre el nuevo proyecto.

SAN FELIPE FUERA POR TRES SEMANAS
MANTENIMIENTO:
La central generadora San Felipe, ubicada en Puerto Plata, principal suplidora de electricidad a Edenorte, estará fuera de servicio por espacio de tres semanas.

La salida se extenderá hasta el 7 de septiembre próximo, con el objetivo de someterla a un mantenimiento mayor, pautado dentro de su programación de cada año.

Además, la central AES tendrá una salida el sábado 20 de los corrientes a partir de las 12:00 de la media noche y se extenderá hasta el domingo 21, por mantenimiento correctivo de ajuste del sistema de inyección de agua y la combustión de la turbina de gas. La salida de estas centrales del sistema eléctrico arrastra problemas de regulación de voltaje y desabastecimiento por la falta de generación en el Sistema Nacional Inter Conectado (SENI).

A su vez, esto implica una rotación más crítica de circuitos y las vicisitudes que supone para con los circuitos con compromisos de 24 horas y los exclusivos.

Vía: Listín Diario

css.php